Visitantes en cruceros

El turismo de cruceros en Baja California inició a mediados de la década de los 90. Desde entonces, éste tipo de turismo ha representado un ingreso importante para la ciudad de Ensenada, siendo el invierno la temporada de mayor afluencia.

Durante los meses de verano de 2013 arribaron un total de 28 cruceros, de los cuales descendió un estimado de 68 mil 708 excursionistas. Al bajar, estos visitantes realizaron diversas actividades y consumieron servicios turísticos que generaron una derrama económica cercana a los 8 millones de dólares, destinando el principal gasto a la compra de artesanías y/o recuerdos de viaje (31%).

Sin duda, este tipo de turismo también representa una oportunidad para cautivar a los excursionistas y generar visitantes leales al destino, pues una vez concluida su experiencia, éstos visitantes se muestran interesados en regresar por su cuenta.